Podría ser mejor

En el pueblo valenciano Alzira, existe un lugar destinado al esparcimiento de las mascotas que, si bien no es gran cosa, podría estar a medio camino entre el pipican sucio y poco espacioso y la idea de parque canino.

A continuación, les mostraremos una pequeña muestra de lo que allí se sigue denominando pipican, pero que, por el espacio (que permite a los perros al menos, echarse unas carreras, eso sí, sorteando los obstáculos que suponen los árboles) es algo más que un lugar donde los perros puedan hacer sus necesidades.

Tiene muchísimas deficiencias, pero es una pequeña muestra de que teniendo un pequeño lugar dentro de un gran parque, con unas cuantas vallas, puertas y un poquito de voluntad, aquí, en Málaga, también podemos tener zonas acotadas en los espacios verdes de la ciudad.

Aún así, y como decíamos, esta pequeña muestra sigue teniendo muchas deficiencias, el suelo es de tierra (cuando llueve se forman charcos, barro, y es mucho más sucio y antihigiénico), no hay un solo banco donde sentarse, ni fuentes, y los árboles son más un obstáculo que otra cosa.

Este espacio se puede mejorar, pero para eso, antes hay que tener uno y los necesitamos. En este pueblo el número de habitantes es un poco más de 40.000, en Málaga, son más de 60.000 los perros censados.

Lo merecemos y lo necesitamos.

pcalzira

pcalzira3
pcalzira

Anuncios

2 comentarios en “Podría ser mejor

  1. José Manuel

    Prefiero la tierra al césped por varias razones: desgaste natural de las uñas, endurecimiento adecuado de las almohadillas, y desaparece el enorme riesgo de lesión que supone el césped para los perros al hacer giros bruscos cuando juegan (lesiones en las articulaciones, rotura de uñas, e incluso fractura de dedos).
    Es cierto que con tierra existe el inconveniente del barro cuando llueve, pero hay tierras y tierras… En la ampliación de la Universidad hay un camino (creo que de albero) que por mucho que llueva no se forma barro.
    Otra cosilla: además de recoger las “cacas” de nuestros perros, también debemos acordarnos de las colillas de los cigarros, de las botellas de plástico que algunos dan para que jueguen los perros, de los chicles, de los papeles, etc… y si no hay papeleras cerca, ¡seguro que tenemos algún bolsillo vacio!, que dan pena algunos sitios por los que pasamos.
    ¡Siento el ladrillazo!. Un saludo a todos los amantes de los perros.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s